Cases and Evidence
The Case Studies Case Stories Map

Fomentando potencial laboral juvenil en zonas rurales desfavorecidas, República Dominicana

Organization(s)

Agencia de Cooperación Internacional de Chile (AGCI)

Country (ies) and institutions

Chile

Overview

El Fondo de Triangulación Chile-Alemania, financió programa con República Dominicana, transfiriendo experiencias institucionales, y financiando intercambio de asistencia chilena, para aplicación de estrategias novedosas y metodologías públicas de intervención, fortaleciendo empleabilidad juvenil en zonas rurales vulnerables. El objetivo fue colaborar con asesoría para diseño e implementación de proyecto piloto, para mejorar las condiciones de empleabilidad y vida, de jóvenes dominicanos, articulando programas públicos de acompañamiento y formación, que posibilitaran el emprendimiento juvenil en comunidades rurales.

Background and set-up

Los programas INTERJOVEN y 'Desarrollo Económico Local', realizados por la cooperación bilateral entre Alemania y Chile, (1998-2006), desarrollaron capacidades institucionales, permitiendo generar, la transferencia de una metodología, para el desarrollo público de Estrategias Laborales innovadoras, con jóvenes que viven en condiciones de pobreza, a través de la generación de ingresos y el desarrollo de competencias (Proyecto Vida, metodología CEFE), beneficiando a entidades chilenas, vinculadas al tema de juventud, y empleo; Fondo de Solidaridad e Inversión Social (FOSIS), Instituto Nacional de la Juventud (INJUV), y Servicio Nacional de Capacitación y Empleo, (SENCE). Durante la XIII Conferencia de la Red Social de América Latina y El Caribe, desarrollada, en 2006, financiado por Fondo de Triangulación Chile y Alemania, participa FOSIS. En la ocasión, representantes de PROCOMUNIDAD, de República Dominicana, manifestaron interés y solicitaron prospectar posibilidad de generar una cooperación para transmitir los aprendizajes técnicos en empleo juvenil. Este programa de Cooperación Sur-Sur, financiado con recursos del Fondo de Triangulación, iniciativa conjunta acordada en 2003, entre Gobierno de Alemania, a través de la Cooperación Técnica Alemana (GTZ, hoy: GIZ) y Gobierno de Chile, a través de la Agencia de Cooperación Internacional de Chile (AGCI). Formalizado, con sucesivas solicitudes de financiamiento, ante AGCI y GTZ, para optar a recursos de triangulación, aprobándose en una primera etapa (2007-2008), la definición de oferta técnica, mediante el intercambio de información, misiones a terreno y visita de técnicos a Chile. En la fase siguiente (2008-2009) se formula estrategia de intervención, enfoque metodológico adaptado a la realidad dominicana y contexto donde los jóvenes viven, elaborándose primer diagnóstico de la población. Se desarrolla capacitación a técnicos dominicanos, como formadores y facilitadores para el autoempleo, se define un plan y territorio piloto para aplicar y probar método de trabajo, diseñado conjuntamente (2009-2010), se establece un equipo responsable, de organizar y realizar la producción logística de cursos dirigidos a jóvenes, aplicando procesos de selección, en localidades escogidas por dominicanos. Ésta iniciativa en conjunto, implicó desarrollo de 4 misiones de técnicos chilenos, y 3 visitas de trabajo a Chile, para conocer la experiencia aplicada, estableciendo vínculo de confianza y compromiso con los equipos dominicanos, y con los técnicos que realizaron asesorías (FOSIS, INJUV, SENCE), acompañando seguimiento, Embajada de Chile y AGCI, para evaluación del proceso in situ. El programa concluyó, con un acto formal de cierre en Santo Domingo, participando altas autoridades dominicanas, además de AGCI y Embajada de Chile, en República Dominicana, entregando certificados de formación a los jóvenes beneficiados. Se delinearon las próximas acciones y necesidades de apoyo. En agosto 2010, se invitó a equipos dominicanos a Chile, para una reflexión conjunta con técnicos chilenos, donde AGCI y GTZ organizaron Taller conjunto, para consensuar logros y desafíos entre los participantes, y sostener intercambios sobre opciones de continuidad, cerrando con Seminario para presentar la experiencia, participando expertos internacionales, de OIT y CEPAL, invitando profesionales de Uruguay, para analizar perspectiva Sur-Sur, junto a autoridades chilenas que dieron el apoyo técnico.

The partnership

Los actores dominicanos participantes, fueron liderando un proceso de transferencia técnica, que se aprecia en perspectiva histórica escalonado, integrándose entidades del nivel central, y modelando su rol en el proyecto, a medida que los objetivos se ampliaban al diseño de políticas, y en función de la mayor complejidad que adquirió finalmente, este intercambio de experiencias, al involucrar recursos locales. Desde el inicio, los técnicos chilenos debieron orientar avances y adaptar la oferta, simplificando la metodología, en New Case story mailbox:///C|/Users/nils/AppData/Roaming/Thunderbird/Pro􀏐ile... 1 of 4 6/2/2011 9:08 PM un desarrollo liderado primero, por el socio territorial dominicano, que al sumar a otras instituciones, generó nuevas instancias de coordinación y complementación, aprovechando de ampliar los objetivos originales, para asegurar una mayor sustentabilidad y coherencia con el problema. Esto condujo a generar un espacio de oportunidad, para experimentar una iniciativa piloto, vinculada al 'Programa de Juventud y Empleo' en el Ministerio del Trabajo, cuyo equipo, apalancó financiamiento de este programa BID, para la implementación de los cursos, y sus costos operativos, proyectando escalar la experiencia con; una oferta de 100 cursos, ampliando la cobertura a dos mil jóvenes rurales, que habitan en 50 municipios, prevista de desarrollar entre 2011 y 2014. Esto implicaba, sostener encuentros regulares, en la República Dominicana, como instancias de coordinación y complementariedad entre las instituciones, en su rol de contrapartes, para el diseño e implementación de la estrategia de intervención, constituyendo un equipo coordinador, que tomó decisiones, y monitoreó la experiencia en terreno, aumentando significativamente los recursos humanos y financieros involucrados. Paralelamente, se conformó equipo asesor chileno, que en la medida de la disponibilidad de los profesionales, se abocó a planificar, diseñar y coordinar las actividades del programa. En este equipo participaron todos los actores relevantes: las instituciones sectoriales FOSIS, SENCE e INJUV, además de AGCI y GTZ en Chile. Considerando los problemas comunes de ambos países, la asociación sirvió para realizar distinciones en programas de intervención con jóvenes, que en Chile, debió incorporar paulatinamente, las necesidades de las zonas rurales, por la mayor brecha que experimentan respecto de las zonas urbanas. Un primer beneficio es el logro de sinergias inter-institucionales, al identificar los actores dominicanos, una oportunidad para la conformación de alianzas estratégicas entre instituciones claves dominicanas, aumentando los niveles de coordinación y complementariedad de manera significativa. El logro de nuevos recursos asociados, con el financiamiento de nuevos donantes, sitúa la iniciativa en un nivel de institucionalización, que permite apreciar, no solo la sustentabilidad en el tiempo, sino que también su adaptación a programas regulares de la política pública dominicana. La transferencia no se circunscribe a los aspectos sectoriales, ya que el desarrollo de la experiencia, también suministró capacidades y competencias, a los responsables de la gestión de la cooperación, vinculando con mayor fuerza a las entidades responsables del dialogo bilateral Sur-Sur, formando parte importante de los contenidos revisados en la agenda de trabajo oficial entre Chile y República Dominicana. Asimismo, permitió poner a prueba procedimientos conjuntos, para las medidas financiadas por el Fondo de Triangulación, respetando la demanda desde un tercer país, a través de sus canales formales (Punto Focal), y generando una coordinación ampliada en ambos países, para definir las solicitudes, su proceso de revisión y aprobación, y la constitución de equipos intersectoriales dominicanos y chilenos, que monitoreaban y facilitaban la precisión de la oferta técnica y los resultados esperados.

Lessons learned

Entre los principales desafíos, se debe contemplar una selección de beneficiarios más homogéneos, para definir el grupo destinatario, de no más de 20 años, fijando estándares que permitan trabajar en forma adecuada, haciendo más eficaz y eficiente el uso de herramientas proyectado en cuanto a; sociabilidad básica, capacidades cognitivas, bases de lectoescritura, matemáticas simples, incorporando además, el área de desarrollo personal, vinculada a los aspectos psicosociales de los y las jóvenes participantes. Entre los resultados destacados de esta experiencia, se tiene que: permitió a 220 jóvenes, en condiciones de pobreza, ser capacitados en oficios y autoempleo, hombres y mujeres de 6 municipios de sectores rurales, accediendo a nuevas oportunidades y mejores condiciones de trabajo, identificando ideas de emprendimiento propios y suscribiendo micro-préstamos para su ejecución y puesta en marcha. De los 197 jóvenes egresados, a fines del año 2010, 47 estaban trabajando en empleos fijos, 38 tenían préstamos aprobados, y 29 de esos, habían sido desembolsados, informándose al menos, 22 solicitudes de préstamos en proceso de evaluación, y un total de 93 jóvenes, desarrollaron ideas de negocios. En términos de desarrollo de capacidades del equipo técnico, fueron capacitados 18 docentes, en nuevas técnicas y metodologías (metodología CEFE), de formación laboral y emprendimiento, que son los que finalmente dictan y facilitan los cursos y talleres dirigidos a los jóvenes, incluyendo recursos y material educativo. Se realizó un estudio técnico sobre la percepción de los jóvenes rurales y un análisis de su entorno, con entrevistas en profundidad con autoridades locales, como parte de las herramientas de diagnóstico propuestas, fomentando la construcción de sinergias interinstitucionales, materializada en un convenio de trabajo, coordinado territorialmente. Para ello, seis centros de capacitación fueron involucrados en tres regiones y cinco instituciones públicas dominicanas, estuvieron coordinando la ejecución, con el asesoramiento técnico de FOSIS, INJUV, SENCE, AGCI y GTZ por 3 años. Asimismo, incorporar facilitadores, en las pasantías a empresas y microempresas, instalando una fase de acompañamiento y seguimiento institucional, asegurando así una mayor sustentabilidad del programa, y permitiendo visualizar servicios complementarios. Para acceder al micro crédito, los jóvenes seleccionados deben conocer el oficio de su emprendimiento, para asegurar logros económicos, siendo recomendable, involucrar a las familias, como soporte y apoyo emocional, en el entorno inmediato. En lo referido al grupo de formadores y facilitadores del programa, se hace necesaria una profundización de lo transferido, con una mayor capacitación técnica en metodologías de emprendimiento, incorporando a los coordinadores de los centros de capacitación. En general, las lecciones aprendidas demuestran que, el mecanismo de triangulación, posibilitó dejar capacidades instaladas, en las instituciones contrapartes del país receptor, contribuyendo a la creación de valor mutuo, en el marco una política pública nacional, con elementos innovadores y una aproximación intersectorial. La realidad cultural y socioeconómica, frente a un problema compartido, para Chile y República Dominicana, fue una gran ventaja en la transferencia de estrategias probadas entre ambos países. El desarrollo de estas relaciones bilaterales, ha generado impactos en ambos asociados, optimizando los recursos de las asesorías y potenciando capacidades en el propio desempeño, superando las expectativas iniciales de cada uno de los actores, mediante una conducción flexible y compartida, aprovechando los aprendizajes técnicos y metodológicos recibidos.

Complementarity with North-South cooperation

En el origen de esta cooperación, se traslada una experiencia técnica de un donante tradicional a un país emergente, generando un modelo simplificado, que sirve de base para el diseño de un programa en Chile, y posteriormente, es posible con los equipos técnicos formados, recrear la metodología nuevamente adaptada a un tercer país, con desafíos similares Este proyecto responde a las premisas clásicas de triangulación, y todos los actores sacaron lecciones de una experiencia compleja por el número de los que intervienen. Por una parte, las instituciones dominicanas se beneficiaron, al conocer nuevos modelos de intervención e instalar un programa innovador de empleabilidad juvenil, aprovechando su propio potencial de manera más estratégica y articulada. Las instituciones chilenas, desde su rol de donante emergente, tuvieron el desafío de diseñar estrategias de transferencia y asesoría New Case story mailbox:///C|/Users/nils/AppData/Roaming/Thunderbird/Pro􀏐ile... 2 of 4 6/2/2011 9:08 PM técnica sectorial, pertinentes a un medio sociocultural desconocido, poniendo a prueba además la efectividad del fondo chilenoalemán, en cuanto a los mecanismos y procedimientos definidos para la gestión de la modalidad triangular de cooperación, ajustando los mismos durante todo el proceso. Se consideró muy pertinente, establecer el proceso de transferencia sobre la base de la metodología CEFE (Competency based Economies through Formation of Enterprise), la cual se ha sido implementada con éxito en diversos contextos, territorios y grupos metas; demostrando no sólo su eficacia en los resultados, sino su fácil adaptación a las variadas necesidades de los ejecutores. Esta metodología, constituyó el eje del trabajo, que realizó el proyecto INTERJOVEN, en su proyecto Estrategias Laborales Juveniles en Chile con la colaboración de Alemania (GTZ). La incorporación de la perspectiva de género, como parte de los requisitos a los asociados, permite establecer logros diferenciados, que indican que cuando las mujeres participan; los beneficios y resultados, se concentran prioritariamente en las familias; se ofrecen alternativas de empleabilidad a jefas de hogares pobres, y el análisis demuestra que los créditos otorgados a mujeres son lo que presentan mejor éxito de pago, superando así barreras socioculturales, para asumir créditos que financien proyectos de emprendimiento. La significativa experiencia alemana en cooperación internacional, permite adelantar dificultades operativas, y orienta metódicamente proceso de transferencia en todas sus etapas, generando la cooperación chilena, soluciones originales y flexibles, a partir de reconocidas capacidades técnicas, que permiten trabajar en conjunto, adaptando a las necesidades particulares dominicanas, catalizando espacios demostrativos a pequeña escala, pero significativos en sus proyecciones y creación de valor público. Las dificultades que se presentaron en la implementación, que constituyen los desafíos para una cooperación asociada, se deben a la subestimación que representa el esquema clásico, de financiar pasajes y estadía, que implica un esfuerzo adicional del capital humano y técnico comprometido, superando los déficit con buena disposición, debido a que la preparación, monitoreo, previo y posterior a las medidas, implican horas de dedicación adicionales a los contratos de los funcionarios que participan, con lo cual se acrecientan los logros, comprometido con calidad del intercambio técnico, de profesionales, de ambos países más allá de su rutina normal. En el proceso se incorporan recursos del Banco Interamericano de Desarrollo (BID) que permitió financiar la implementación de los cursos y sus costos operativos, interesado en escalar la experiencia y aumentar la cobertura de los beneficiarios, en el marco del préstamo para el Programa de Empleo y Juventud del Ministerio del Trabajo de República Dominicana, aumentando los aportes locales, derivados de costos no presupuestados originalmente (materiales, gastos logísticos y otros). Los costos de operación en el terreno, durante las misiones técnicas, como contar con transporte y combustible asociado al desplazamiento, y otros costos menores, debieron asumirse para superar imprevistos.

How to share

La participación cada vez más activa en foros, seminarios y conferencias que abordan las nuevas corrientes y modalidades de cooperación internacional, resultan muy útiles, para mantener y actualizar, la red de contactos y aprender de las experiencias de otros países en la Región y el mundo. Las entidades chilenas del ámbito social, tienen una experiencia amplia en América Latina y el Caribe, en el diseño e implementación de iniciativas de Cooperación Sur-Sur, destacando FOSIS, como un organismo público que ha avanzado en el diseño de su modelo institucional de cooperación internacional, gracias a la colaboración financiera y técnica de GTZ. El desarrollo de un proceso que vincula, la formación teórica-conceptual con la práctica directa, permite a los profesionales, realizar el ejercicio básico de retroalimentar la estrategia y evaluar la pertinencia en su aplicabilidad en el ámbito local. La propuesta puso énfasis, en que la metodología, puede ser utilizada en el desarrollo de programas que promuevan la capacidad emprendedora y estrategias laborales con habilidades sociales para el trabajo, dependientes como independientes. Demostrar la eficacia de la utilización de la metodología, su versatilidad y aplicabilidad práctica, en el proceso de transferencia puso especial atención en la entrega de herramientas concretas. Para ello, tanto las herramientas como los instrumentos desarrollados por el FOSIS en Chile, en programas de similar naturaleza, fueron presentados y desarrollados con el propósito de dar a conocer, analizar y posteriormente trabajar en modelos aplicables a los programas que se desarrollan o implementarán en República Dominicana. Para optimizar el tiempo durante la transferencia técnica, el trabajo se organizó en módulos, cada uno destinado a la entrega de contenidos técnicos específicos, a la realización y prueba de ejercicios, y a su vez ligado a una práctica educativa concreta de parte de las y los participantes. Al final de la semana de trabajo, las y los participantes del proceso, debieron realizar una práctica educativa; práctica que fue evaluada y analizada bajo criterios técnicos de facilitación y metodológicos. Este tipo de actividad, generó una interesante reflexión y dio pistas para pensar en qué hacer en la continuidad del proyecto de cooperación. Como resultado previsto, supera con creces expectativas iniciales, y los equipos involucrados reconocen e incorporan buenas prácticas que el proyecto arrojó, y que se aprecian en los avances del grupo beneficiario. Los jóvenes dominicanos, tuvieron acceso a una oportunidad única, participando en programa de alta calidad e impacto territorial, con un intercambio recíproco, con aprendizajes simultáneos y multinivel.

Duration

2007-09-01 -- 2010-08-31

Budget

Fondo de Triangulación Chile-Alemania (2007, 2008, 2009, 2010) Aporte AGCI US$ 50.000.- Aporte GTZ US$ 23.000.- Horas Técnicas US$ 23.000.- (remuneraciones en Chile) Total aproximado US$ 96.000.- Deben agregarse los aportes en especies de Chile (FOSIS, SENCE, INJUV) y aportes locales en República Dominicana (varias instituciones)

City and country

Santo Domingo, República Dominicana

Key players

Andrés Pereira, FOSIS, MIDEPLAN Rodrigo Ferrada, INJUV, MIDEPLAN