Cases and Evidence
The Case Studies Case Stories Map

Un modelo de cooperación internacional para la transferencia de estrategias exitosas

Organización(es)

Fondo de Solidaridad e Inversión Social (FOSIS) Ministerio de Planificación (MIDEPLAN)

País(es) e institución(es)

El Fondo de Solidaridad e Inversión Social (FOSIS) de Chile depende del Ministerio de Planificación (futuro Ministerio de Desarrollo Social).

La elaboración de estos materiales fue financiada por el Ministerio Federal de Cooperación Económica de Alemania (BMZ), a través de la Cooperación Técnica Alemana en Chile (GTZ, hoy: GIZ).

Información general

FOSIS ha desarrollado, a partir de sus experiencias de transferencias exitosas con países de la Región (Centroamérica y Caribe Anglófono), un modelo de cooperación técnica internacional. Este modelo se complementó con un set de herramientas para realizar la transferencia técnica.

FOSIS y consultores contratados por GTZ elaboraron un set de materiales para la transferencia técnica en el ámbito de la seguridad social, los cuales incluían:

1) una publicación que sistematiza los enfoques, instrumentos y programas chilenos para la reducción de la pobreza; 2) una publicación que describe el Modelo de Cooperación Técnica Internacional de FOSIS; 3) un folleto de difusión bilingüe (español/inglés) que resume los contenidos de las dos publicaciones y se dirige a potenciales países beneficiarios de la cooperación; y 4) un CD didáctico-metodológico con módulos de aprendizaje para la transferencia técnica. Con ello, FOSIS es la primera institución del sector público chileno que dispone de un concepto teórico sólido para la cooperación técnica internacional (Triangular y Sur-Sur), y de una caja de herramientas para los expertos que realizan asesorías técnicas. El material tiene una especial relevancia para la política de cooperación internacional de Chile en el marco de su ingreso a la OCDE.

Antecedentes y presentación—describa cómo comenzó

FOSIS es la institución gubernamental chilena encargada de diseñar e implementar estrategias para superar la extrema pobreza. Está inserta en el Ministerio de Planificación que administra el sistema de protección social básica del país (Chile Solidario). En comparación con otros programas de transferencia monetaria condicionada del continente, el sistema chileno ofrece varios elementos innovadores, que resultan interesantes para el desarrollo futuro de los programas en otros países.

Un ejemplo de ello, es la intervención familiar con apoyo psicosocial (Programa Puente), desarrollada por FOSIS. Mientras muchos programas de transferencia monetaria condicionada se limitan a las áreas de educación y salud, el programa chileno considera además otros elementos del complejo fenómeno de la pobreza y la exclusión social, especialmente la situación habitacional, la dinámica familiar (por ejemplo, comunicación, violencia, normas claras de convivencia u otros), el trabajo y el ingreso.

Las primeras evaluaciones del programa chileno muestran logros en el combate a la pobreza, mejoramiento de los indicadores de salud y educación y una percepción positiva por la población objetivo.

El enfoque chileno ha provocado gran interés a nivel internacional: se realizó un sólido programa de cooperación triangular con Paraguay, resultando en la implementación del Programa Tekoporá (“puente” en guaraní) y del programa Paraguay Solidario, así como proyectos de cooperación horizontal con otros países del continente (entre otros, El Salvador, Perú y Colombia).

Con República Dominicana se realizó un exitoso programa de cooperación triangular (financiado por GTZ) en el ámbito de la Empleabilidad Juvenil, que dejó instalado en el país receptor un programa nacional de empleo para la juventud, basado en el modelo de intervención chileno que maneja FOSIS (2007-2010).

La experiencia de cooperación más importante de FOSIS es el Programa Puente en El Caribe (2007-2008), una cooperación triangular financiada –en una primera fase- por Canadá, en la que la metodología de intervención del Programa Puente fue transferida a tres países en el Caribe Anglófono (Trinidad&Tobago, Jamaica y Santa Lucía). En los tres países hoy existen programas sociales propios, adaptados culturalmente, que siguen el modelo chileno. El Gobierno de Chile ha financiado una segunda fase del Puente en El Caribe bajo la modalidad de la cooperación Sur-Sur que se realizó en cuatro países más del Caribe: St. Vincent & Grenadines, Barbados, St. Kitts & Nevis y Suriname (2009-2010). Puente en El Caribe fue apoyado técnica y financieramente también por la Organización de Estados Americanos (OEA), a través de su Departamento de Desarrollo Social y Empleo de la OEA, donde radica la Secretaría Técnica de la Red Social de América Latina y El Caribe (que hoy en día se está transformando en la Red Interamericana de Protección Social, RIPSO), quien aportó recursos humanos y logísticos en la ejecución de la cooperación.

Todos estos programas de cooperación carecían, en un principio, de un concepto fundamentado para la transferencia de las experiencias chilenas a distintos grupos meta de terceros países. Con el apoyo financiero de GTZ, fue posible que FOSIS contratara Consultores especializados que elaboraran, en conjunto con profesionales de las áreas técnica e internacional, el material base para abstraer un Modelo de Cooperación fundamentado en las experiencias exitosas antes mencionadas.

A mediados del 2010, se realizó un Taller Internacional en el marco de la Red Interamericana de Protección Social en Brasilia. En este Taller se discutieron estrategias innovadoras de cooperación, y fue la primera plataforma donde FOSIS ha podido presentar públicamente su Modelo de Cooperación y los materiales elaborados para la transferencia técnica en el ámbito de la protección social.

La asociación—comente la forma en que trabajaron los socios

El proyecto fue diseñado y ejecutado desde su inicio en conjunto entre los socios FOSIS y GTZ Chile (en representación del Ministerio Federal alemán). Se contrataron Consultores externos para apoyar la elaboración de los materiales. Los Consultores tenían que colaborar estrechamente con los profesionales de FOSIS (por un lado, con los expertos en diseño de los programas para la reducción de la pobreza, y por otro, con los profesionales que habían participado en las experiencias de cooperación de FOSIS). El Departamento de Cooperación Internacional de FOSIS asumió la coordinación y supervisión general de todo este trabajo.

Se elaboraron Términos de Referencia obligatorios que pasaron a ser parte del contrato de los Consultores. Cada 15 días se convocaba a una reunión ampliada del equipo en la división central de FOSIS.

Con el transcurso del tiempo, quedó en evidencia que el plazo original planificado para la realización de este proyecto fue corto, por lo que debió ampliarse. Sólo la sistematización de la oferta programática de FOSIS demandó mucho más tiempo de lo planificado, ya que se trataba de una tarea sin precedente, que requirió la creación de nuevos conceptos. Las dilataciones de tiempo, sin embargo, resultaron en un producto final de excelencia, cuyo impacto ha sido mucho más fuerte de lo esperado. El plazo original del proyecto fue de 5 meses y su ejecución se extendió a 15 meses, por lo que el tiempo requerido se triplicó.

El socio donador en este proyecto (BMZ/GTZ) se mostró siempre muy interesado en lograr los resultados aspirados y fue muy flexible en la adaptación tanto de los tiempos y como de los recursos, que superaron la planificación inicial en más de un 50%. Sin embargo, parte de la dilatación en el tiempo se debió a problemas internos (cambio de autoridades) en el Ministerio alemán, por lo que el inicio de los trabajos en Chile se postergó por más de 6 meses.

Paralelamente a la elaboración de los materiales, se acordó -entre FOSIS y GTZ- que FOSIS postularía a un programa del Fondo de Triangulación establecido entre Alemania (GTZ) y Chile (Agencia de Cooperación Internacional de Chile, AGCI), con el fin de aplicar los materiales en una experiencia concreta. Fueron seleccionados dos países de Centroamérica (El Salvador y Honduras) que habían manifestado interés en la experiencia chilena, para realizar un programa de cooperación triangular en los ámbitos de Monitoreo & Evaluación de Programas Sociales y Promoción de la Participación.

La implementación de este programa triangular empezó en mayo del año 2008, sin embargo, durante la ejecución surgieron algunos imprevistos:

- por un lado, los materiales no estuvieron terminados al inicio del programa en los terceros países, por lo que la cooperación resultó ser una experiencia que sustentó su desarrollo, en vez de ser el primer programa que los aplicaba. La exitosa realización del programa (2008-2010) finalmente fue una confirmación de la solidez del modelo de cooperación elaborado por FOSIS; y, - por otro lado, la cooperación con Honduras quedó truncada después de las primeras actividades, debido al golpe militar que sufrió dicho país en junio del 2009, lo que provocó la interrupción de las relaciones diplomáticas con Chile.

Resultados obtenidos (outputs)

El proyecto se basa íntegramente en las experiencias de FOSIS con la cooperación Sur-Sur y Triangular.

Ellas definen y orientan el contenido de los cuatro productos elaborados:

 Modelo de Cooperación Técnica Internacional Elaborado en conjunto por una Consultora de nivel internacional (economista), las profesionales del Departamento de Cooperación Internacional de FOSIS y las instituciones locales de la cooperación (AGCI, GTZ Chile, JICA Chile etc.). Presenta una descripción de la oferta en cooperación triangular y el modelo de implementación de ésta en FOSIS. El texto se basa en las experiencias innovadoras de los equipos de FOSIS en la cooperación con otros países de América del Sur, El Caribe, Centroamérica y África (Mozambique), y, en especial, con el “Puente en El Caribe”. La publicación describe el proceso de la cooperación triangular / Sur-Sur desde el surgimiento de una demanda hasta la evaluación final de la experiencia implementada, identificando etapas, actores claves, roles, herramientas, criterios de selección etc. Se presentan diagramas de flujo para ilustrar los actores y etapas del proceso, dejando en claro que el Modelo es moldeable a los requerimientos de cada experiencia específica (por ejemplo, en cooperaciones con un solo país, con varios países, con componentes de formación, con asistencia técnica etc.). Es perfectamente posible, construir a partir del Modelo una nueva experiencia que emplea sólo determinadas partes o módulos de éste.

 Sistematización de la oferta programática Elaborada por un equipo de Consultores locales (una socióloga, un economista y una pedagoga) en conjunto con los profesionales del área programática de FOSIS. La publicación documenta las experiencias claves en la implementación del sistema Chile Solidario. Abarca temas como la coordinación interinstitucional (la red local de seguridad social); la colocación eficiente de recursos públicos y privados y su focalización; y las estrategias de intervención y gestión de 12 programas para la superación de la pobreza extrema en el ámbito social y productivo (con un enfoque en el Programa Puente).

 Folleto de difusión bilingüe Folleto informativo basado en las dos publicaciones anteriores. El contenido, la traducción y el diseño del folleto fueron realizados por las profesionales del Departamento de Cooperación Internacional con el apoyo de un diseñador para mantener la imagen corporativa de la institución. El folleto fue traducido al inglés para corresponder al fuerte interés que la cooperación del FOSIS ha despertado en el Caribe Anglófono y en otros países de habla inglesa (en Norteamérica y África), así como en los organismos multilaterales.

 CD con módulos de transferencia CD didáctico con instrucciones para el usuario que contiene los módulos de aprendizaje y enseñanza para la transferencia de conocimientos basados en las publicaciones elaboradas dentro de este proyecto. El diseño de los módulos de aprendizaje deja la flexibilidad necesaria para la adaptación cultural de los contenidos.

Impactos y lecciones aprendidas —describa los beneficios y los desafíos del aprendizaje Sur-Sur

El proyecto descrito sirve directamente para realizar una evaluación y documentación de experiencias en el ámbito del combate contra la pobreza en Chile con miras a una implementación más amplia en la Región de América Latina y El Caribe. Esta evaluación va más allá de ser solamente una documentación de ejemplos de lessons learned; las experiencias aprendidas deben ser transformadas en un programa de transferencia de aprendizajes para la capacitación y asesoría de contrapartes en terceros países. Con ello, además, se logra un efecto de aprendizaje para las organizaciones que financian, en el caso de la cooperación triangular (GTZ) y para las instituciones chilenas involucradas (AGCI, FOSIS, u otras instituciones sectoriales).

Las cooperaciones triangulares sirven, entre otros, para replicar programas exitosos en terceros países, a través de cooperantes locales (Chile, en este caso) que poseen realidades más cercanas a la de los países receptores, con costos comparativamente menores para los países donantes, es decir, utiliza y optimiza las economías de escala.

En cuanto a resultados, en primer lugar, el mismo FOSIS se beneficia del proyecto, ya que muchos programas de la institución nunca habían sido sistematizados. En algunos casos, este hecho llevó a duplicaciones no deseadas que ahora pueden ser corregidas.

Los productos elaborados también sirven para avanzar en el debate sobre cuales de los programas, modelos, estrategias, etc., de FOSIS son idóneas para ser transferidas a terceros países; y cómo se realiza la transferencia y consecuente adaptación en las instituciones contrapartes.

FOSIS hoy tiene una orientación clara de cómo actuar en materias de cooperación.

Los procesos de evaluación, reflexión y sistematización dentro de la institución se profundizaron a raíz del proyecto y se creó un espacio para el aprendizaje común a través del intercambio internacional.

Hoy en día, FOSIS dispone de un producto atractivo para la cooperación internacional entre instituciones especializadas.

El Modelo de Cooperación Técnica Internacional es un material sumamente interesante para el diseño de la nueva política de cooperación internacional del Gobierno de Chile. AGCI y las instituciones sectoriales (Ministerios, Servicios, etc.) disponen por primera vez de una directriz orientadora para sus proyectos de cooperación. Ésta contiene muchos elementos innovadores que han sido probados en experiencias piloto. Muchos de ellos han sido integrados en los programas de cooperación internacional, como por ej., el que FOSIS realizó en el ámbito de la reducción de la pobreza y gestión social con el Ministerio de la Mujer y Acción Social de Mozambique (2008-2010, Cursos de Capacitación para funcionarios).

AGCI se beneficia del desarrollo conceptual, didáctico y representativo de una oferta concreta para su compromiso internacional como “nuevo donante”, rol que asume en el marco del ingreso de Chile a la OCDE. Además, los productos han despertado mucho interés en los actores de la cooperación a nivel mundial (organizaciones multilaterales como el PNUD, BID, UNICEF, Embajadas, Agencias de Desarrollo, etc.).

La evaluación del proyecto es evidentemente positiva, tanto de los beneficios como del fuerte impacto, comparado con el esfuerzo de costos, relativamente bajo, que tuvo. Sin embargo, también hay que considerar aquellas lecciones aprendidas a partir de algunos errores, tales como:

1) Es necesario tener flexibilidad para la adaptación en el transcurso del tiempo. El proyecto originalmente estaba pensado en un marco relativamente estrecho (documentación de algunas experiencias de FOSIS y su aplicación en una triangulación de FOSIS-GTZ con dos países de la región). Pero en el transcurso de la colaboración, se desarrolló un concepto más amplio que sobrepasaba el marco de la solicitud.

2) No se deben subestimar los recursos requeridos, tanto en tiempo como en costo (el proyecto finalmente tuvo una duración de 15 en vez de 5 meses, y sobrepasó el presupuesto en un 50%).

Cómo compartir

Describa su opinión sobre el intercambio de conocimiento FOSIS está muy interesado en compartir los aprendizajes adquiridos en sus años de experiencia con la cooperación Sur-Sur y triangular. Creemos que nuestro modelo de cooperación internacional, orientado a dejar capacidades instaladas en los países receptores, es una herramienta potente para gestionar la cooperación y garantizar su sustentabilidad.

El apoyo que necesita FOSIS para compartir su experiencia es mayormente financiero (para realizar talleres, seminarios o viajes de asistencia técnica).

Duración

15 meses

Presupuesto

US $ 35.000.- para la contratación de Consultores especializados y para la edición y producción de los materiales

Archivo

Adjuntamos folleto bilingüe en formato pdf

Información de Contacto

Nombre de la(s) persona(s) de contacto principal

Petra Albütz

Cargo de la(s) persona(s) de contacto principal

Coordinadora de Programas Triangulares y Sur-Sur Departamento de Cooperación Internacional FOSIS

Ciudad y país

Santiago de Chile

Email(s) de contacto

petra.albutz@fosis.gob.cl

Teléfono(s)

(56 – 2) 838 35 29