Cases and Evidence
The Case Studies Case Stories Map

Atención integral de Infecciones de Transmisión Sexual y VIH/SIDA para poblaciones móviles en Mesoamérica.

Organización(es)

Fondo Mundial para la lucha contra el SIDA, la Tuberculosis y la Malaria (FM); Instituto Nacional de Salud Pública (INSP -México); Organización Panamericana de la Salud/Organización Mundial de la Salud (OPS/OMS) ONUSIDA, CDC - Global Aids Program (GAP), USAID, Ministerios de Salud de los países participantes –mencionados abajo- (Programas Nacionales de SIDA)

País(es) e institución(es)

Países de Centroamérica: Belice, Guatemala, Honduras, El Salvador, Nicaragua, Panamá, Costa Rica, República Dominicana y México. El Fondo Mundial aporta los fondos, el INSP es el receptor principal (según fuera solicitado por los propios países de Centroamérica), Fundación IDA Holanda, Banco Mundial.

Información general

El proyecto culminó en noviembre 2010. Fue un proyecto de cinco años de duración, financiado por el FM (las actividades comenzaron en junio 2005).

El propósito fue incrementar el acceso a servicios de atención integral y de calidad para responder al problema del VIH/SIDA en grupos móviles. Establecer y fortalecer servicios preventivos de calidad dirigidos a estos grupos; fortalecer un ambiente de cooperación para lograr una respuesta regional de acuerdo con la realidad del VIH/SIDA.

Participaron en esta iniciativa: FM, el Mecanismo de Coordinación Regional (MCR) que es a su vez el ente asesor técnico en materia de VIH al Consejo de Ministros de Centroamérica –COMISCA- en el marco del Sistema de Integración Centroamericano (SICA) (conformado por los Jefes de Programa de VIH de todos los países participantes, REDCA+, Agencias de Cooperación, la OPS/OMS y ONGs), Banco Mundial, INSP, Fundación IDA de Holanda, coordinadores de estaciones de tránsito identificadas.

A raíz de esta experiencia, podemos aprender acerca del trabajo de cooperación en el marco del Sistema de Integración Centroamericana y Mesoamérica, la conformación de redes de trabajo que han permitido avanzar en el desarrollo de las actividades, la relevancia de la división del trabajo (tareas y roles asignados claramente); la armonización de políticas y trabajo técnico y la importancia de garantizar desde el inicio, la sostenibilidad de las intervenciones realizadas. Asimismo, el proyecto constituye un ejemplo de armonización y alineamiento de políticas, ya que incluye intervenciones en distintos niveles: coordinación entre países donantes, receptores, subreceptores y niveles locales y de frontera.

Antecedentes y presentación—describa cómo comenzó

Los Resultados esperados (en términos generales): disminuir la transmisión de VIH/ETS (enfermedades transmitidas sexualmente) en poblaciones móviles de mesoamérica y fortalecer la prevención y el tratamiento en VIH/ETS en estas poblaciones.

Desafíos de Desarrollo: La magnitud de la epidemia del VIH pone en evidencia que para frenar su propagación es necesario abordar aspectos de prevención y atención a poblaciones móviles, ya que su desplazamiento conlleva situaciones que las hace altamente vulnerables, tanto al VIH sida como a otras ETSs. Cabe señalar que algunas de estas poblaciones incluyen camioneros, trabajadores móviles de temporada y trabajadoras comerciales del sexo. Los programas de prevención que se enfocan en estas poblaciones todavía son pocos y funcionan a baja escala. El objetivo clave de este proyecto fue contribuir a reducir la vulnerabilidad de las poblaciones móviles ante VIH/SIDA y otras ETSs. De esta forma, se contribuye al logro del ODM 6 (Combatir el VIH Sida, la malaria y otras enfermedades.

Motivo por el cual socios se embarcaron en esta actividad: poco se conocía sobre incidencia de VIH y ETS en estas poblaciones.

Fuerza impulsora y que tenía conexiones con instituciones participantes: Dado lo anterior, existía fuerte consenso por abordar esta temática en forma conjunta. El liderazgo de los Ministerios de Salud de los países participantes en el marco de la COMISCA fue clave. También lo fue el papel que jugó El Salvador en el MCR (Mecanismo de Coordinación Regional).

Método para reunir a todos los actores: el FM cuenta con mecanismos para la armonización y gerencia de los proyectos que se aprueban en las distintas Rondas del FM. En este caso, por tratarse de un proyecto que involucra a países de una subregión, este mecanismo se denomina MCR que involucra a los actores antes mencionados. En este sentido, se han realizado varias reuniones de este Mecanismo a fin de avanzar en aspectos programáticos y de financiamiento durante la ejecución de las actividades, así como para realizar la evaluación final del proyecto. Por ejemplo, ver segunda reunión ordinaria de este Mecanismo http://www.sica.int/busqueda/Noticias.aspx?IDItem=49560&IDCat=3&IdEnt=886&Idm=1&IdmStyle=1. La última de estas reuniones tuvo lugar en el mes de abril 2011 en México. En esta oportunidad se entregaron informes finales.

Método para desarrollar el proyecto: Además del MCR, de la Unidad Coordinadora del Proyecto, el proyecto se desarrolló gradualmente en un total de 15 estaciones de tránsito de los países de Centroamérica que fueron seleccionados por su elevada movilidad poblacional. Se identificaron Unidades Subreceptoras para el trabajo directo a nivel de la comunidad. Las actividades generales que se desarrollaron incluyen: a) Tratamiento de infecciones de ITS y vigilancia epidemiológica de casos; b) actividades en Comunicación para el Cambio de Comportamiento (CCC) para la prevención de ITS/VIH/SIDA y derechos humanos; c) promoción del condón dirigida a grupos móviles y población local en estaciones de tránsito; d) acceso a pruebas voluntarias para VIH con consejería (VCT) para los grupos móviles y población local de las zonas de tránsito; e) fortalecimiento de la prevención de ITS y el tratamiento de los grupos de móviles y de población local de áreas con alta movilidad poblacional.

Identificación y reconocimiento de la experiencia específica del proveedor: El FM es un actor reconocido en el ámbito de la cooperación internacional en salud. Financia varios proyectos y participa en varias iniciativas mundiales relacionadas con las tres enfermedades: SIDA, TB y Malaria.

Cómo surge esta iniciativa: fue a raíz de la demanda de los países de Mesoamérica. Se llegó a consenso a través de COMISCA (a nivel de ministros de salud y jefes nacionales programas de VIH) y a partir de allí se decide presentar proyecto a consideración del FM.

Cooperación previa en VIH/SIDA para poblaciones móviles: desde 1999 se habían impulsado diversas iniciativas dirigidas a grupos vulnerables, precisamente a las poblaciones móviles y migrantes. Gracias al reconocimiento de que la movilidad de la población constituye un factor determinante en la vulnerabilidad al VIH que tiene serias implicaciones, tanto en cuanto a la morbilidad y mortalidad así como en cuanto a los recursos humanos y financieros que se requieren para enfrentarla; se iniciaron una serie de intervenciones estratégicas regionales a fin de fortalecer las respuestas nacionales al VIH/SIDA, que permitieran incidir en las tendencias generalizadoras de la epidemia, mediante intervenciones adecuadas y oportunas dirigidas a estos grupos vulnerables.

Este proyecto se desarrolló en un contexto político favorable, ya que existen experiencias que han sido desarrolladas en el ámbito de la salud y que incluyen a los países de Centroamérica y a México. Además, el MCR actúa como ente asesor técnico en materia de VIH/Sida al Consejo de Ministros del SICA, marco de integración subregional centroamericana y a través del cual se llega a consensos sobre políticas y proyectos relacionados con temas y prioridades comunes a los países de la subregión.

Desafíos que fue necesario abordar antes de iniciar la experiencia: recabar datos, análisis de situación, demostrar la vulnerabilidad de la población sujeto de proyecto.

La asociación—comente la forma en que trabajaron los socios

El socio receptor lideró y coordinó la actividad dentro de sus planes y prioridades: Sí, el liderazgo fue efectivo ya que las tareas y los mecanismos de monitoreo y evaluación fueron determinados en forma conjunta y en el marco de la estructura de funcionamiento que tiene el FM. Al ser una propuesta avalada por las instancias nacionales pertinentes no hubo mayores problemas en torno a la coordinación de actividades. Las intervenciones también fueron coordinadas en forma conjunta y teniendo en cuenta el contexto particular en cada estación de tránsito. Las responsabilidades fueron definidas en el marco de la estructura arriba mencionada. Son varios los niveles de coordinación:

Por un lado, las asignaciones presupuestarias: el FM pasa los recursos al INSP y éste a las Unidades subreceptoras (en su mayor parte se trata de ONGs reconocidas) en cada uno de los países participantes en coordinación a su vez con la Unidad Coordinadora del Proyecto.

Por otro lado, para la implementación de actividades, las arriba mencionadas están en diálogo permanente con el MCR, en el marco del cual se deciden por consenso las intervenciones técnicas. Además, se hicieron verificaciones y revisiones de informes mensuales realizados por el personal en cada estación de tránsito. Estos informes eran enviados a la unidad de monitoreo y evaluación regionales quienes a su vez los remitían al responsable de monitoreo y evaluación de la Unidad Coordinadora del Proyecto.

Todos los socios participantes han realizado aportes, algunos han sido financieros y otros de naturaleza técnica y de asesoría. Se garantizó que estos aportes se hicieran realmente a través del mecanismo de seguimiento y evaluación del proyecto.

Las contrapartes nacionales tuvieron participación activa, tanto a través de los Jefes de Programas de VIH en cada uno de los países que dependen de los Ministerios de Salud correspondientes, como a nivel local, vía participación activa de la sociedad civil (ONGs, y otros actores)

En cuanto a la supervisón externa de la implementación y resultados, sí hubo y fue realizada por el Banco Mundial.

Toda la información sobre las actividades del proyecto, presupuesto y resultados estuvo siempre a disposición de todas las partes, a fin de garantizar la transparencia y la buena comunicación entre los participantes del proyecto.

Lecciones aprendidas —describa los beneficios y los desafíos del aprendizaje Sur-Sur

Las actividades realizadas en el marco de este proyecto, como se menciona anteriormente, fortalecieron las capacidades nacionales y contribuyeron a fortalecer también a los Programas de VIH en cada país. Estas actividades están alineadas al logro de las metas establecidas en el ODM 6.

Además, el proyecto facilitó la obtención de información sobre indicadores nacionales relacionados con: número de personas móviles que reciben tratamiento anti retroviral; número de países que han modificado sus protocolos nacionales; así como sobre indicadores de acceso a servicios de salud y de acción comunitaria.

En este sentido, esta cooperación sur sur entre países de la subregión mesoamericana, permitió que:

1. A nivel regional, el desempeño del proyecto supere en 1.5 veces las metas programadas. Se cumplió al 100% la meta programada en los dos indicadores nacionales (número de personas móviles recibiendo Tratamiento Antirretroviral y número de países que han modificado su protocolo nacional). En relación a los indicadores de acceso a los servicios de salud, la meta se superó en 2.5 veces en el número de personas recibiendo VCT; en cambio, la meta para el número de pacientes con ITS se logró el 70% de la meta regional establecida, debido a que la meta regional se acrecentó en 2.2 veces. Para los indicadores de acción comunitaria la meta más alta se alcanzó en el indicador que mide el número de condones distribuidos en establecimientos públicos o privados: 2.7 veces; fue superada en 2.2 veces en el indicador del número de jóvenes cubiertos con actividades de educación en ITS/VIH/SIDA; fue de 2.2 veces para el indicador número de trabajadoras sexuales cubiertas con actividades de prevención y cambio del comportamiento; se superó en1.3 veces en el indicador número de poblaciones móviles en zonas de alto tránsito; y en el indicador sobre el número de organizaciones que participan en la respuesta regional se obtuvo un 36%, ya que únicamente se registraron organizaciones nuevas.

2. En ninguna de las estaciones de tránsito se cumplió al cien por ciento la meta establecida, producto de la no capacidad de lograr la meta en dos indicadores: número de pacientes con ITS y del número de organizaciones que participan en la respuesta regional. Se solicitó al FM que se reconsidere el indicador "nuevas organizaciones", y se focalice en las acciones para la preservación y fortalecimiento de la colaboración entre organizaciones cautivas, con el objetivo de lograr la sostenibilidad del proyecto. Es importante señalar, en relación con el número de pacientes con ITS, que se han logrado avances importantes en materia de acceso a los registros. El logro de las metas se debe en gran medida a eventos masivos como ferias de la salud, celebraciones de días festivos (día mundial del SIDA), talleres, kioscos perifoneo y conferencias. Los resultados obtenidos expresan la consolidación de los subreceptores (SRs), que se encuentra relacionada con su capacidad para convocar a la participación social y la implementación de los siguientes elementos: la alta aceptabilidad de la población para participar en las actividades de prevención y de la cooperación con otras organizaciones y con los Programas Nacionales de SIDA (PNS). Las actividades de gestión y cooperación con otras instituciones gubernamentales y no gubernamentales continúa siendo la clave del éxito.

3. La información del desempeño se basa en la revisión y verificación de los informes mensuales que el personal de cada estación de tránsito envía a las responsables de M&E regionales y éstos a su vez a la responsable de M&E de la UCP, así como en los reportes de verificación que envían los responsables regionales de M&E a la UCP. Logros particulares:

1.La totalidad de los países de Centroamérica incluyeron en sus políticas nacionales de prevención del VIH e ITS a las poblaciones móviles como un grupo estratégico prioritario.

2.Los SR´s desarrollaron estrategias varias de sensibilización. Los registros para la verificación de estas actividades consisten en listados con los nombres y firmas de los participantes, así como la fecha y tipo de evento. A fin de evitar duplicaciones en el registro de las personas que participan en estas actividades (y a solicitud del FM), surgió al necesidad de que se desarrollara una base de datos y un sistema de información que permitiera identificar, de forma más sistemática, los datos de una misma persona en diferentes eventos. Los SR´s no contaban con presupuesto suficiente para procesar y analizar los datos (nombres, edad, sexo, país) de los participantes por actividad. Además, muchas de las personas intervenidas son analfabetas (registran solamente iniciales, huellas digitales) y en otros casos se cambian los nombres. Consecuentemente, se realizó una visita a Visión Mundial en Costa Rica con el fin de verificar la información y ajustarla a la nueva solicitud. Finalmente se construyó una base de datos para el octavo semestre y los resultados arrojados demostraron que existe alta movilidad poblacional en las estaciones de tránsito, por lo que es poco eficiente desarrollar los sistemas de información para obtener el dato solicitado. Consecuentemente, se solicitó al FM que reconsidere su solicitud y tenga en cuenta esta situación que aplica también para los indicadores de población móvil y trabajadoras sexuales.

3.Los SRs han desarrollado un trabajo durante 4 años en bares, hoteles, discotecas, calles y otros lugares de trabajo sexual, en donde se han establecido relaciones de confianza con los responsables de operar los establecimientos, pero también al trabajo directo con las mujeres, que han facilitado el contacto con otras mujeres que trabajan en estos centros o en la calle. Esto ha contribuido a reducir las tensiones ("competencia desleal") entre las trabajadoras. El trabajo en calle se ha desarrollado con regularidad y ha facilitado el acceso a los servicios de salud para este grupo que previo al proyecto no tenían acceso a los mismos. El papel relevante de los SRs y que se fue consolidando a lo largo del proyecto, fue clave (capacidad para convocar a la participación social, alta receptividad de población, cooperación con otras organizaciones y con los PNS, intensificación de la cobertura de población móvil en tránsito por las fronteras).

4.El cambio en el indicador (al cual se agregó “nuevas organizaciones”) “número de nuevas organizaciones que participan en la respuesta regional” fue negativo, ya que al incluir únicamente “nuevas organizaciones”, no fueron tomadas en cuenta las actividades que se realizan con las organizaciones cautivas. Cada SR estableció formas de colaboración con prácticamente todas las organizaciones locales, y se formaron redes de apoyo y de colaboración entre SR en las estaciones de tránsito colindantes. Dadas las condiciones geográficas y socio demográficas de las zonas donde se implementa el proyecto, no hay “nuevas organizaciones” con las cuales establecer convenios de cooperación, por lo que se puede considerar que este indicador se vio saturado. Se solicitó al FM que se reconsidere este indicador "nuevas organizaciones", y se focalicen las acciones para la preservación y fortalecimiento de la colaboración entre organizaciones cautivas, con el objetivo de lograr la sostenibilidad del proyecto.

La ventaja comparativa de trabajar con el FM fue:

-trabajar en el marco institucional con el que cuenta el FM -la aportación de recursos -facilitación de mecanismos de coordinación -posicionamiento político del FM/MCR en el SICA (ente asesor técnico VIH para COMISCA)

Sin embargo, frente a la modificación de algunos indicadores (según se menciona arriba) a solicitud del FM, el desempeño del proyecto se vio afectado negativamente, con lo cual hubo que revisar y solicitar al FM que revise esta situación.

En este sentido, la cooperación sur sur, la coordinación y la visión y retroalimentación por parte de los SRs (que están en contacto directo con las comunidades y trabajando en el nivel local) fue clave.

La experiencia sur sur en este sentido permitió contar con una mirada local, atendiendo a las demandas específicas del contexto lo cual permitió fundamentar y revisar algunos indicadores. La sostenibilidad del proyecto tuvo que ver más que nada con los mecanismos de coordinación establecidos y con la identificación de los SRs, que fueron clave a nivel local para la implementación de actividades.

Esta experiencia fue muy motivante para todos los actores involucrados y existe consenso en que la experiencia fue positiva.

Complementariedad con la Cooperación Norte-Sur—describa qué rol tuvieron o debieron tener los donantes tradicionales

La articulación con el FM fue positivo y el trabajo coordinado en el marco de SICA/COMISCA también lo fue. Cabe señalar que existía otro proyecto liderado por el BM (BM /SICA) con un enfoque a temas relacionados con laboratorio. Gracias a mecanismos de coordinación y liderazgo de Ministerios de Salud y del BM fue posible unir sinergias y complementar esfuerzos e integrar este proyecto preexistente al proyecto del FM.

Cómo compartir-Describa su opinión sobre el intercambio de conocimiento

Sí, el modelo y el mecanismo que se estableció en este proyecto, así como las soluciones encontradas para el abordaje de las poblaciones móviles es recomendable para otros países y organizaciones que trabajen en contextos similares y con la mirada a grupos vulnerables.

Duración

Junio 2005 a noviembre 2010

Presupuesto

Archivo

Se adjunta informe final del proyecto.

Imágenes

Información de Contacto

Nombre de la(s) persona(s) de contacto principal

Lic. Mariela Cánepa canepama@paho.org Consultora de la OPS/OMS para temas cooperación sur sur- Argentina Dra. María Dolores Perez perezma@paho.org Asesora subregional para Centroamérica ITS/VIH en El Salvador

Cargo de la(s) persona(s) de contacto principal

(ver arriba)

Ciudad y país

Ver arriba

Email(s) de contacto

Ver arriba Teléfono(s) Opcional Actores clave Integrantes del MCR (jefes programas de Vih en países y Agencias): Guatemala, Dra Claudia Samayoa claudiasamayoa67@gmail.com Honduras, Dr Hector Galindo hectorgalindoc@gmail.com El Salvador, Dra Ana Isabel Nieto anieto@mspas.gob.sv Panama, Dr Aurelio Nuñez draurelioe1@yahoo.com Costa Rica, Lic Alejandra Acuña acunaenator@gmial.com México, Dr José Antonio Izazola jose.izazola@salud.gob.mx Nicarágua, Dr Enrique Beteta quique.betetaceved@gmail.com Dominicana, Dr Luis Ernesto Feliz director@digecitss.gov.do Belice, Dr Marvin Manzanero mmanzanero@health.gov.bz Red Ca+ Sr Otoniel Ramirez otoramirez@gmail.com Visión Mundial, Dr Ramon Soto ramon_soto@wvi.org USAID, Dra. Lucrecia Castillo lcastillo@usaid.gov CDC-GAP, Dra. Lydia Blasini lblasini@gt.cdc.gov ONUSIDA OPS/OMS