Cases and Evidence
The Case Studies Case Stories Map

Colombia-Chile – Transmilenio como opción De Transporte Público

Organization(s):

Transmilenio S.A. – Bogotá, D.C. – Colombiaaditiva S.A. – Santiago De Chile – Chiletransantiago – Santiago De Chile - Chileministerio de Transporte y Telecomunicaciones de Chile – Chile Country (ies): Colombia, Chile

Overview:

La construcción de un sistema de transporte masivo involucra retos institucionales, financieros, operativos e incluso culturales, por cuanto representa un elemento estructurador de la planeación urbana de la ciudad.

En las ciudades con población numerosa, los sistemas de transporte masivo tipo BRT (Bus Rapid Transit), representan una solución óptima para el transporte de pasajeros debido a que tienen costos y tiempos de implementación relativamente moderados en comparación con otras alternativas como sistemas tipo metro, tren ligero u otros similares, y permiten interconectar distintas zonas de las grandes ciudades, generando beneficios para los usuarios. Para su éxito, cada ciudad debe adaptar las mejoras prácticas a sus necesidades particulares.

TransMilenio, el sistema de transporte público masivo en Bogotá, es uno de los más antiguos entre los de su tipo (BRT) y se ha consolidado como un sistema eficiente, autosostenible y exitoso, por tanto su experiencia es útil para el diseño e implementación de sistemas similares. Consciente de ello, TRANSMILENIO S.A. ha diseñado un portafolio de servicios para compartir su conocimiento con quienes lo requieran.

Background:

TRANSMILENIO S.A. es una empresa de carácter público, gestora del sistema de transporte público masivo en Bogotá, que administra la infraestructura y controla el cumplimiento de los contratos de concesión de los operadores privados que prestan el servicio de transporte masivo. Inició su operación en enero de 2001 y se ha posicionado como empresa líder en la gestión de este modelo por las ventajas integrales que representa el sistema.

El sistema TransMilenio no sólo busca dar una solución a la problemática del transporte en Bogotá sino que se constituye fundamentalmente como un proyecto de renovación urbana. La implementación del sistema en Bogotá ha traído consigo diversas ventajas, entre ellas la recuperación del espacio público; la disminución del tiempo de desplazamiento de una zona a otra de la ciudad; la accesibilidad de sectores marginados de la población a un sistema de transporte más eficiente; la reducción de emisiones contaminantes y los cambios positivos del comportamiento de la población en torno a la ciudad.

Por su parte, Transantiago es el sistema de transporte masivo de Santiago de Chile, está compuesto por el servicio de buses y metro, es impulsado por el Gobierno de Chile e inició operaciones en 2003.

Desde 2002, el gobierno chileno, con la participación de la Presidencia de Ricardo Lagos, el Ministerio de Transporte y empresarios chilenos, quiso conocer las experiencias de TransMilenio en Bogotá. En el marco de las visitas oficiales realizadas por la presidencia chilena a Colombia, se llevaron a cabo reuniones con la administración distrital de Bogotá, en las que se dieron a conocer aspectos importantes del sistema TransMilenio, tales como la tipología de los buses, la posibilidad de monitorear las rutas de buses y su demanda en tiempo real, el funcionamiento de la entrada y salida del sistema a través de plataformas exclusivas, el sistema de recaudo en taquillas, entre otros. También se ilustró acerca de la necesidad de proveer capacitación al personal operativo (especialmente conductores), y a la comunidad de usuarios del sistema. Adicionalmente, los representantes del gobierno chileno tuvieron la oportunidad de conocer, de manera general, los requerimientos institucionales, financieros y operativos del diseño y puesta en marcha del sistema.

El panorama general acerca del funcionamiento de TransMilenio sirvió de base para que el gobierno chileno, de manera independiente, pusiera en marcha su plan de diseño e implementación del sistema de transporte masivo Transantiago, que buscaba cambiar el sistema de rutas de bus existentes y hacer un sistema integrado con el metro.

Implementation:

En el proyecto Transantiago se determinó que, dadas las circunstancias del transporte en Santiago de Chile, la solución más eficiente sería implementar el sistema de troncales en un único momento, y no en fases como se había hecho con TransMilenio. Adicionalmente, Transantiago se planeó como un sistema integrado entre la línea de metro ya existente, las nuevas flotas de buses que entrarían en operación y sistemas de rutas alimentadoras. Durante las fases de diseño e implementación del sistema Transantiago no se dio ningún tipo de acuerdo formal entre TRANSMILENIO S.A. y Transantiago, y tampoco se prestó asesoría o acompañamiento en estas fases.

En 2006, cuando el proyecto Transantiago llevaba ya varios años y estaba en su fase tardía de implementación, ADITIVA S.A., una de las empresas consultoras del proyecto Transantiago encargada de la revisión y puesta en marcha de la plataforma tecnológica, solicitó la asesoría de TRANSMILENIO S.A. para la implementación de un sistema de gestión de flota amigable y eficiente, desde el punto de vista tecnológico y operacional, para los agentes del sistema, acorde con las particularidades del plan Transantiago. Así, TRANSMILENIO S.A. firmó un contrato con ADITIVA S.A., sin que se generara vínculo alguno entre TRANSMILENIO S.A. y Transantiago.

Al momento de la asesoría, el modelo de Transantiago resultó no ser comparable con el sistema TransMilenio: Transantiago pretendía que las flotas operaran en carriles mixtos (TransMilenio cuenta con carriles exclusivos), ubicaría sus paraderos en las calles (TransMilenio cuenta con estaciones y plataformas exclusivas en los corredores centrales para la operación del sistema) y tenía un sistema diferente de acceso (entrada y salida) de pasajeros a los buses. Todo esto imponía condiciones diferentes en el diseño de gestión de flotas, porque existían dificultades de medición de flujo vehicular y afluencia de pasajeros (demanda). De otra parte, el proyecto ya estaba en una fase avanzada y próximo a entrar en operación, por lo cual había que adaptar las recomendaciones a las condiciones existentes en Transantiago. El reto de dar asesoría puntual y técnica a un sistema diferente al modelo de transporte masivo del sistema TransMilenio fue tal vez el desafío más importante al que se vio enfrentado TRANSMILENIO S.A.

La asesoría prestada por TRANSMILENIO S.A. a ADITIVA en 2006, durante la fase tardía de implementación se centró en:

- Revisión de la solución presentada por la AFT (Administrador Financiero del Transantiago), en los aspectos relacionados con la gestión de flotas de Transantiago, la cual se llevó a cabo mediante la visita de campo de un funcionario de TRANSMILENIO S.A. a Santiago. Al final de la asesoría se entregó un documento de recomendaciones técnicas sobre el objeto de la consultoría.
- Diagnostico y revisión de la situación actual del sistema Transantiago, revisando la infraestructura existente, las características del sistema, la situación de las autoridades de transporte, y las necesidades y comportamiento de la ciudadanía, así como determinación de las medidas para la optimización de la programación operativa de la flota. Determinación de las medidas sugeridas para la optimización de la operación y control del sistema de ayuda a la explotación de flota (S.A.E.F), entre las que se incluyeron las características básicas de funcionalidad de la aplicación de control de la operación, los requerimientos de información, las acciones de regulación sobre el bus, las acciones de regulación sobre la línea, la regulación automática (por frecuencia), y la regulación por semáforo.
- Adicionalmente, se prestó asesoría en la elaboración del plan de gestión para la selección, capacitación y vinculación de conductores; la generación de un manual de operaciones para el sistema Transantiago y la presentación de otras medidas complementarias tales como recomendaciones para el acondicionamiento de la infraestructura y las medidas concernientes con la cooperación de las autoridades de tránsito y la ciudadanía. La puesta en marcha de todo sistema de transporte masivo representa diversos retos, tales como adaptación de los usuarios al nuevo sistema, y diferencias de recaudo, de precios y de usos del transporte. El sistema en Chile no fue la excepción y existieron problemas que dificultaron la implementación de Transantiago. Hubo tensiones entre el Gobierno chileno y los diferentes actores involucrados, entre ellos transportadores tradicionales, nuevos operadores, usuarios del sistema de transporte y grupos de opinión de la ciudad de Santiago, quienes enfrentaron diversas dificultades debido al drástico cambio en el sistema de transporte masivo. Adicionalmente, los retrasos en el cronograma de entrada en operación, retrasos en la implantación de la infraestructura, del centro de control y del sistema de recaudo, aunado a la coyuntura de cambio de gobierno en el país, fueron algunos de los factores que generaron fallas en febrero de 2007, cuando el sistema entró en operación.

Outcomes:

Teniendo en cuenta que la asesoría que TRANSMILENIO S.A. prestó a la firma ADITIVA S.A., en una fase avanzada de implementación del sistema Transantiago, se limitó a una asesoría en aspectos muy puntuales, el impacto de dicha asesoría en el sistema y en la relación entre instituciones y países fue reducido. Sin embargo, esta experiencia sirvió para identificar aspectos a fortalecer en la estrategia de cooperación de TRANSMILENIO S.A., así mismo el caso chileno generó lecciones aplicables en el futuro a otros sistemas que se encuentran en su etapa temprana de diseño e implementación.

A partir de la experiencia de TRANSMILENIO S.A. con Transantiago, la empresa colombiana vio la necesidad de ampliar y fortalecer su oferta de servicios ya que, de haber tenido un portafolio especializado de servicios de asesoría, habría podido atender aspectos más determinantes del proyecto Transantiago, a través de un acompañamiento en las fases iniciales de diseño, e incluso en su implementación y operación. En consecuencia, TRANSMILENIO S.A. estructuró una Dirección Comercial con la capacidad de ofrecer a entidades públicas o privadas un portafolio de servicios, para que la entidad transmita su conocimiento en forma más eficaz, a través de mecanismos tales como: visitas, capacitaciones, asistencias técnicas, consultorías, y otros que permitan a las partes involucradas obtener beneficios mutuos. Así mismo, se evidenció la importancia de hacer seguimiento a la asesoría que se presta a otras empresas o países después de culminado el proceso de consultoría y la necesidad de documentar las lecciones resultantes del proceso de cooperación tanto para TRANSMILENIO S.A. como para los receptores de la asesoría.

Adicionalmente, la experiencia con Chile reveló la existencia de retos particulares en los acuerdos de cooperación. En particular, los sistemas de transporte constituyen un tema sensible para los gobiernos, los gremios y los usuarios. TRANSMILENIO S.A. es ahora consciente de la importancia de tener en cuenta no sólo los aspectos técnicos de la operación de los sistemas, sino también considerar el contexto político y social de los receptores de la cooperación.

De otra parte, los procesos de seguimiento de los resultados de la asesoría deben tener en cuenta factores como el cambio de personal al interior de las instituciones y los cambios de enfoque en las políticas públicas, resultantes de la transición entre gobiernos. Una manera de enfrentar dichos limitantes es realizar una difusión más amplia de los conocimientos transferidos a través de las asesorías de manera que se dé una apropiación de los mismos por parte de las instituciones y no únicamente de los funcionarios encargados directamente del tema. Además, es necesario compartir las experiencias con otras entidades públicas que pueden hacer uso de ese conocimiento para los procesos de evaluación y mejoramiento de los sistemas.

Con los resultados de esta experiencia, la empresa concluyó que la asesoría puede ser replicada, pues a pesar de los retos que representó la experiencia, el Sistema TransMilenio antes y después de esta consultoría, sigue siendo un referente mundial de sistemas de transporte público de bajo costo y alto impacto, reconocido internacionalmente, ya que es un modelo que puede ser replicado en países con contextos similares. Prueba de dicha influencia (directa o indirecta) son los sistemas de transporte público basado en buses que están en planeación o se han implementado tanto a nivel nacional como internacional.

Aid Effectiveness:

Como una consecuencia de la experiencia con ADITIVA, la entidad pudo establecer que como ejemplo y referente mundial de este tipo de sistemas BRT, otras ciudades puedan estructurar sus sistemas de transporte público basados en la experiencia de TRANSMILENIO S.A., adaptándola a sus propias necesidades, y de acuerdo con sus recursos disponibles. Prueba de ello son los 19 sistemas de transporte público tipo BRT que actualmente están operando en 11 países (México, Guatemala, Colombia, Venezuela, Ecuador, Brasil, Suráfrica, Nigeria, India, China e Indonesia) y los 20 sistemas que están en las fases de planeación o construcción en 13 países (México, Colombia, Perú, Argentina, Brasil, Uruguay, Panamá, Paraguay, Suráfrica, Ghana, Tanzania, India y Sri Lanka).

TRANSMILENIO S.A. ha brindado asesoría a otras ciudades de Colombia. Cada uno de estos sistemas es administrado de manera autónoma e independiente por los gobiernos locales y por diferentes empresas, además de contar con condiciones sociales y económicas particulares que deben tenerse en cuenta en el diseño y puesta en marcha de los sistemas. Por las condiciones en las que se ha dado, este tipo de cooperación es análogo al que TRANSMILENIO S.A. brinda a ciudades de otros países, y ha servido como aprendizaje y experiencia para los demás modelos de sistemas de transporte masivo.

La estrategia de cooperación de TRANSMILENIO S.A. está alineada con las prioridades del Gobierno Colombiano. Hace parte de la estrategia de implementar este tipo de sistemas de transporte público masivo en otras siete (7) ciudades de Colombia, así como en los principios de colaboración entre entidades estatales; resultado de ello fueron las consultorías efectuadas por TRANSMILENIO S.A. a los sistemas Metroplus de Medellín y a la empresa METROCALI S.A. (Ente gestor del sistema MIO de Cali, Valle), en el marco de convenios de cooperación interadministrativos suscritos entre TRANSMILENIO S.A. con cada ente gestor, bajo la tutela y supervisión del Ministerio de Transporte de Colombia.

Los esfuerzos de armonización y coordinación son numerosos y a partir de la iniciativa de TRANSMILENIO S.A. se han cubierto los siguientes frentes de cooperación y acción:

• Miembro creador de la Asociación Latinoamericana de BRT y Sistemas Integrados de Buses, junto con México D.F., Guadalajara, León, Guatemala, Quito, Guayaquil, Santiago de Chile, Curitiba, Goiania, Pereira y Cali.

• Conformación de la Asociación Mundial de BRT en noviembre de 2009, con ocasión de la 4ª. Feria Internacional de Transporte Masivo celebrada en Bogotá, en la que se convocó a varios entes gestores y autoridades nacionales e internacionales, para firmar un acuerdo de voluntades y crear una organización de cooperación técnica, con el objeto intercambiar experiencias que contribuyan a mejorar estos sistemas tanto en productividad, optimización de recursos, infraestructura, servicios y métodos de gestión. Las ciudades miembros son: Cali, Caracas, Bogotá D.C., Belo Horizonte, Buenos Aires, Arequipa, Ahmedabad, Johannesburgo, Vitoria, Espirito Santo, Barranquilla, México D.F., Medellín, Dar es Salaam, Asunción, Barcelona, Pereira, y Delhi.

• El Sistema TransMilenio se encuentra registrado y certificado como proyecto de Mecanismo de Desarrollo Limpio ante Naciones Unidas bajo protocolo de Kyoto para la mitigación del cambio climático, fue seleccionado como proyecto exitoso del sector Transporte e invitado para mostrar su experiencia en el evento colateral de Colombia en Copenhague (Dinamarca) durante la conferencia Mundial de las partes para la mitigación de cambio climático COP-15.

Adicionalmente, la Dirección Comercial de TRANSMILENIO S.A. actualmente cuenta con un mecanismo de control de calidad de su portafolio de servicios, el cual incluye un monitoreo permanente de indicadores de gestión, con el objeto de efectuar los ajustes necesarios para el mejoramiento de las capacitaciones, asesorías y/o consultorías que presta. TRANSMILENIO S.A. está certificado por la entidad auditora SGS bajo el sistema de calidad ISO 9001:2000.

Capacity Development:

En la asesoría particular prestada a ADITIVA S.A., TRANSMILENIO S.A. entregó un documento con los resultados de la asesoría en relación con el sistema de gestión de flotas. Adicionalmente, se llevó a cabo la capacitación de conductores del sistema, esfuerzo que podría ser replicado por actores chilenos en el futuro. No obstante, en la asesoría prestada a ADITIVA S.A., no se previeron medidas para asegurar la transferencia de conocimientos a otras entidades y actores del sistema Transantiago. Las limitaciones en la transferencia de capacidades a los actores chilenos incidieron en la restructuración de la estrategia de TRANSMILENIO S.A., así:

A nivel individual: TRANSMILENIO S.A. incluye en su portafolio capacitación, entrenamiento y formación de funcionarios en un programa teórico-práctico. La capacitación responde a las necesidades y disponibilidad de recursos de cada proyecto e incluye procesos de formación de funcionarios desde el nivel de inspector hasta un nivel gerencial. El objetivo de estos programas es que dichos funcionarios estén en la capacidad de servir como multiplicadores y entrenadores para los demás miembros de su organización. A nivel organizacional: A partir de un diagnóstico de la situación, disponibilidad de recursos y circunstancias específicas de cada empresa, ciudad o país, TRANSMILENIO S.A. efectúa las recomendaciones y estrategias pertinentes para lograr los objetivos definidos en cada proyecto. A través de la prestación de servicios como asesorías, consultorías y capacitaciones, tiene brinda herramientas técnicas, administrativas y operacionales, con el fin de establecer políticas, procesos y prácticas que permitan una implementación, monitoreo y ajustes de modelos de sistemas de transporte tipo BRT e Integrado a otros modos. A nivel sistemático: Las asesorías diseñadas por TRANSMILENIO S.A. contribuyen a generar políticas y acciones orientadas al desarrollo sostenible; mitigación de los impactos ambientales y mejoramiento de la calidad de vida de los ciudadanos. Además, la transferencia de conocimiento incide en la formación y mejoramiento de la calidad de los funcionarios públicos, contribuye a la coordinación interinstitucional, y permite establecer una gestión basada en la información y en los indicadores de manera permanente, para apoyar la toma de decisiones.

TRANSMILENIO SA considera fundamental la creación de un banco de datos y de casos tanto positivos como negativos, para ser tenidos en cuenta por los gobiernos y los organismos multilaterales a la hora de emprender y patrocinar proyectos de asesoría entre empresas públicas y gobierno locales. Esto con el fin de crear una metodología tipo que sirva como modelo para la formalización de convenios encaminados a la transferencia de conocimientos. Esta metodología debe guiar la definición de objetivos, alcances, responsabilidades, mecanismos de monitoreo, seguimiento y evaluación.

Duration:

Fecha de visitas iniciales del gobierno chileno para conocer el caso de Transmilenio en Bogotá: diciembre de 2002 Período de la asesoría a ADITIVA S.A.: 15 de Agosto a 19 de Septiembre de 2006

Budget (Optional):

Valor del contrato de asesoría técnica entre TRANSMILENIO S.A. y ADITIVA S.A. US$ 9,000.00

Name of Primary Contact Person:

Martha Lucía Gutiérrez Echeverri

Title of Primary Contact Person:

Directora Comercial, TRANSMILENIO S.A.

City:

Bogotá, D.C.